España facilitará el permiso de trabajo a los menores inmigrantes no acompañados que llegan al país
Posted by Trabajadorinmigrante on 7th Marzo 2020
| 90 views

En 2018 España contabilizó 12.437 menores inmigrantes no acompañados. Y solo 218 menores entre 16 y 17 años recibieron una autorización de trabajo, según la Secretaría de Estado de Migraciones. Solo 54 extutelados de 18 años obtuvieron este permiso ese año.

06/03/2020 Encierro de los jovenes extutelados de la DGAIA en la Facultad de Educacion de la Universidad de Girona /Toni Ferragut

New York. María Martín, El País Madrid. La Secretaría de Estado de Migraciones notificará la instrucción a las delegaciones de Gobierno, de quienes dependen las oficinas de extranjería, para facilitar que los menores entre los 16 y 18 años que llegan solos a España obtengan una autorización de trabajo.

 El objetivo es que esos menores —tutelados por las autonomías— tengan acceso al mercado laboral en las mismas condiciones que los españoles. La iniciativa responde a una de las principales peticiones de las organizaciones que trabajan con este colectivo y que era la piedra en el zapato de la política migratoria española.

La instrucción dicta que la concesión de la autorización de residencia “habilitará para la actividad laboral por cuenta ajena en el momento en el que alcancen los 16 años sin necesidad de ningún otro trámite administrativo”. Esto implica que, a diferencia de los que ocurre ahora, las tarjetas de residencia de los chavales incluirán la siguiente leyenda: “Habilita a trabajar por cuenta ajena”.

Este criterio ya estaba contemplado en la ley y en su reglamento, pero no se cumplía. Se pretende así flexibilizar los criterios de aplicación de la ley y equiparar a los menores extranjeros no acompañados al resto de jóvenes: los españoles y extranjeros con familia de más de 16 años que deseen trabajar solo necesitan el consentimiento de los padres o tutores.

En la práctica, la autorización de trabajo para los menores extranjeros tutelados se consideraba una excepción y solo se contemplaba si su centro o tutor elevaba esa propuesta de excepción de trabajo a la delegación de Gobierno. Esto dificultaba enormemente el acceso de los jóvenes al mercado laboral y les hacía depender de la iniciativa de la entidad y de la comunidad autónoma que los tutela que, por desconocimiento o falta de interés, no lo llevaba a cabo.

Las estadísticas revelan las dificultades de los jóvenes extranjeros tutelados para conseguir un permiso con el que trabajar, el objetivo que los llevó a cruzar el Mediterráneo.

José Luis Escrivá, ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, se ha mostrado favorable de atraer mano de obra extranjera para garantizar el sostenimiento de las pensiones y el Estado del bienestar.

En su última comparecencia pública, el ministro, además, anunció su intención de modificar la Ley de Extranjería para hacerla menos “rígida” y “compleja”. Las organizaciones sociales que trabajan con los menores tutelados celebran esa iniciativa, que recoge una de sus principales reivindicaciones.

“Esta instrucción es un paso de gigante hacia la inclusión social y laboral de los jóvenes que llegaron solos a España siendo niños y niñas”, asegura la presidenta de Fundación Raíces, Lourdes Reyzábal, que lleva más de 20 años asistiendo a niños en peligro de exclusión. “Esta medida favorece indudablemente la inserción de los jóvenes tutelados en España”, añade Michel Bustillo, responsable de la ONG Voluntarios por otro Mundo en Cádiz.

Obstáculos

La medida, no obstante, depende de la obtención de un permiso de residencia y este es otro de los obstáculos. Aunque las autonomías están obligadas por ley a tramitar los papeles de los niños y adolescentes que tutelan, la mayoría de ellos carece de documentación.

Según datos oficiales, apenas el 20% de los menores extranjeros no acompañados cuenta con permiso de residencia. Los problemas empiezan con los trámites que se les piden a sus consulados de origen y prosiguen en los centros de acogida.

Foto: Pedro Armestre/ Save the Children Handout.

Esta nueva instrucción, según fuentes del ministerio, pretende mitigar los efectos de otra orden que el Gobierno envió hace tres semanas para aplicar la jurisprudencia del Supremo, que endurece los criterios para renovar la residencia de los jóvenes inmigrantes que alcanzan la mayoría de edad. Aunque el criterio de la Administración era de “flexibilidad para evitar la irregularidad sobrevenida”, dos sentencias del Supremo despejaron cualquier duda sobre los requisitos exigidos.

Los fallos obligan a someter a los extutelados que quieren renovar su residencia no lucrativa (sin derecho a trabajar) a una serie de exigencias casi imposibles de cumplir. Si para obtener su primer permiso tienen que demostrar que cuentan con 537 euros al mes, para renovarlo al año siguiente deben que acreditar unos ingresos de 2.151 euros al mes. Esa cifra es muy superior al salario medio en España, de unos 1.600 euros al mes. Y no puede proceder de ayudas públicas o privadas. Tomado del Diario El País. Link original: https://elpais.com/espana/2020-03-06/el-gobierno-facilitara-el-permiso-de-trabajo-a-los-menores-migrantes.html

Pedro Armestre/ Save the Children Handout