jueves, diciembre 3, 2020
Inicio Actualidad Nueva York, Estados Unidos y el Mundo celebra la caída de Donald...

Nueva York, Estados Unidos y el Mundo celebra la caída de Donald Trump; hasta el cielo azul sonreía hoy de alegría

Washington, Nueva York, Los Angeles y cientos de ciudades estadounidenses salieron a celebrar el triunfo de Biden, pero sobre todo la caída de Trump.

New York. La ciudad de Nueva York mostró este sábado su euforia por la victoria del demócrata Joe Biden sobre el presidente Donald Trump en las elecciones presidenciales desde las ventanas, con el claxon de los automóviles y lanzándose a celebrar en las calles el que representaría el fin de cuatro años de la presidencia del republicano.

Poco antes de las 11.30 hora local (16.30 GMT), mientras algunos aún desayunaban, la ciudad que nunca duerme celebró con gritos, caceroladas, bocinas y multitudes en las calles la victoria tras más de tres días de escrutinio la victoria de Biden, que proyectan ya todos los grandes medios del país.

Nueva York, ciudad demócrata, celebró la caída de Trump. Se abre una esperanza para los inmigrantes, perseguidos sin piedad por el republicano Donald Trump. Foto: Afp

WASHINGTON. AP. Luego de tres días de zozobra, incertidumbre y acusaciones infundadas de fraude, los estadounidenses decidieron sacar de la presidencia a Donald Trump y elegir a Joe Biden como el presidente No 46 de los Estados Unidos tras conocerse hoy los resultados en Pensilvania.

Biden debe liderar al país y enfrentar la pandemia que ha afectado con dureza a Estados Unidos, el país con más muertos en el Mundo y que hoy sufre turbulencias económicas y sociales.

Su victoria se produjo después de más de tres días de incertidumbre mientras los funcionarios electorales revisaron una oleada de votos por correo que retrasaron el procesamiento de algunas boletas. Biden cruzó los 270 votos del Colegio Electoral con una victoria en Pensilvania.

Washington recibió este sábado con gritos de alegría, bocinazos y petardos, la confirmación de la victoria del candidato demócrata, Joe Biden, como próximo presidente de EE.UU., y se puso así fin a los cuatro días de agonía por la demora en el conteo de votos. EFE/Michael Reynolds

Trump se negó a ceder y amenazó con emprender acciones legales adicionales sobre el conteo de votos.

Biden, de 77 años, apostó su candidatura menos a una ideología política distintiva que a impulsar a una amplia coalición de votantes en torno a la noción de que Trump representaba una amenaza existencial para la democracia estadounidense. La estrategia resultó efectiva, lo que resultó en victorias fundamentales en Michigan y Wisconsin, así como en Pensilvania, que alguna vez fueron bastiones demócratas que se volcaron a Trump en 2016.

Biden, en un comunicado, dijo que se sintió honrado por la victoria y que era hora de que la nación golpeada dejara de lado sus diferencias. “Es hora de que Estados Unidos se una. Y para curar ”, dijo.

«Con la campaña terminada, es hora de dejar atrás la ira y la retórica dura y unirnos como nación», dijo Biden. «No hay nada que no podamos hacer si lo hacemos juntos». Biden estaba en camino de ganar el voto popular nacional por más de 4 millones, un margen que podría crecer a medida que se sigan contando las papeletas.

Washington recibió este sábado con gritos de alegría, bocinazos y petardos, la confirmación de la victoria del candidato demócrata, Joe Biden, como próximo presidente de EE.UU., y se puso así fin a los cuatro días de agonía por la demora en el conteo de votos. EFE/Michael Reynolds

Trump no se rendía. Partiendo de una larga tradición democrática y señalando una transferencia de poder potencialmente turbulenta, emitió una declaración combativa mientras estaba en su campo de golf de Virginia. Dijo que su campaña tomaría acciones legales no especificadas y que «no descansará hasta que el pueblo estadounidense tenga el recuento de votos honesto que se merece y que la democracia exige».

Trump ha señalado retrasos en el procesamiento de la votación en algunos estados para alegar, sin evidencia, que hubo fraude electoral y argumentar que su rival estaba tratando de tomar el poder, un cargo extraordinario de un presidente en funciones que intenta sembrar dudas sobre un proceso democrático fundamental.

Kamala Harris también hizo historia como la primera mujer negra en convertirse en vicepresidenta, un logro que se produce cuando Estados Unidos se enfrenta a un ajuste de cuentas sobre la justicia racial. La senadora de California, que también es la primera persona de ascendencia del sur de Asia elegida a la vicepresidencia, se convertirá en la mujer de más alto rango que haya ocupado el gobierno, cuatro años después de que Trump derrotara a Hillary Clinton.

Joe Biden, nuevo presidente de los Estados Unidos de América. Foto: Agencias

Trump es el primer presidente en ejercicio que pierde la reelección desde que el republicano George H.W. Bush en 1992.

La madrugada del sábado salió de la Casa Blanca hacia su club de golf de Virginia vestido con zapatos de golf, una cazadora y un sombrero blanco mientras los resultados expandían gradualmente la ventaja de Biden en Pensilvania.

Trump repitió sus acusaciones infundadas de fraude electoral y votación ilegal en Twitter. Uno de sus tweets, rápidamente marcado como potencialmente engañoso por Twitter, decía: «¡GANÉ ESTA ELECCIÓN, POR MUCHO!»

Celebran en Nueva York triunfo del demócrata Joe Biden. Foto: Afp

En Wilmington, Delaware, cerca de un escenario que ha estado vacío desde que fue erigido para celebrar una posible victoria en la noche de las elecciones, la gente vitoreó y agitó los puños cuando la noticia de que la carrera presidencial había sido convocada para el exsenador del estado llegó a su celda.

En el agua cercana, dos hombres en un kayak gritaron a una pareja que remaba en la dirección opuesta: “¡Joe ganó! ¡Lo llamaron! » mientras la gente en la orilla gritaba y gritaba. Harris, con ropa de entrenamiento, se mostró en un video hablando con Biden por teléfono, diciéndole exuberantemente al presidente electo «¡Lo hicimos!» Se esperaba que Biden subiera al escenario para un autocine después del anochecer.

Trabajadorinmigrante
TrabajadorInmigrante.com nació en España en 2004, donde llegaron en solo cinco años más de cuatro millones de inmigrantes. Eran los días del Boom inmobiliario, y se necesitaba mano de obra para la construcción. La avalancha migratoria de Latinoamérica y todo el Mundo despertó una gran xenofobia y rechazo contra los inmigrantes, alimentados por los medios de comunicación que solo daban las noticias del incremento de inseguridad. Eso son las manzanas podridas del bulto. Pero la prensa solo hablaba de las podridas, y olvidaba al 99,8 por ciento. Y retomamos ahora la página en un momento histórico, donde los trabajadores inmigrantes están siendo perseguidos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

TRABAJADOR INMIGRANTE NEWSPAPER Periodismo de Educación e integración en los distritos inmigrantes de Nueva York. Somos una empresa familiar e independiente y requerimos de su apoyo para continuar con nuestra labor.
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -