viernes, junio 18, 2021
Inicio Crónicas New York inauguran II sede de Diamond Central en Corona, donde enseñan a evitar...

inauguran II sede de Diamond Central en Corona, donde enseñan a evitar accidentes en la construcción

Etrusco Bini y Jenny Bonilla: ‘Nos alegra poder enseñar y abrir posibilidades de trabajo a obreros de la construcción”, dijo esta pareja de empresarios durante la inauguración de la segunda sede de la escuela Diamond Central en Corona, conocido como el barrio de los ecuatorianos.

Nueva York. Mauricio Hernández. “Queremos ser uno de los mejores centros de enseñanza donde los trabajadores puedan extender y ampliar sus conocimientos para trabajar en la construcción”, dijo Etrusco Bini durante la inauguración oficial del nuevo centro de enseñanza de Diamond Central en la 41-13 de National Street, a un bloque de la estación del tren 7, en la calle 103 Corona, en Queens.

Momentos de la inauguración. En la imagen, de izquierda a derecha. Ruth Marques, Jenny Bonilla y Etrusco Bini, de Diamond Central. Y Thomas J. Grech, Jacqueline Donado y Brendan Leavy, de la Queens Chambers of Commerce (QCC).

Al evento, al que asistieron amigos, trabajadores y medios de comunicación, contó con la presencia del presidente de la Cámara de Comercio de Queens, Thomas J. Grech, que exaltó la tenacidad e ingenio de Etrusco Bini y su esposa, Jenny Bonilla.

El presidente de la Cámara de Comercio de Queens, Thomas J. Grech, exalta el tesón de Etrusco Bini y su señora Jenny Bonilla durante la inauguración. En la foto también está presente la madre de Bini, la señora Ruth Marques, que siempre les ha apoyado en este comienzo de lucha. Foto: Mauricio Hernández.

“Nuestra cámara de comercio tienen más de 100 años; ahora que el mundo está loco con la pandemia, Queens se está recuperando porque su gente sigue trabajando como lo demuestra la apertura de Diamond Central”, dijo Grech en la ceremonia de inauguración de la escuela que hoy enseña los cursos de OSHA para trabajar seguros en la construcción.

Cuando estalló la pandemia, Etrusco Bini y su señora Jenny Bonilla llevaban luchando varios meses por consolidar su centro de enseñanza, pero fue en plena pandemia cuando está pareja apostó por expandirse, convencidos de la proyección de este sector de la economía en Nueva York.

Etrusco Bini y Jenny Bonilla cortan la cinta que da por inaugurado oficialmente Diamond Central. A la izquierda, Ruth Marques sostiene la cinta; al otro lado, representantes de Queens Chamber of Commerce, encabezados por Thomas J. Grech

Diamond Central cumple el próximo 19 de junio dos años de funcionamiento, pero el gran salto lo dieron en plena pandemia.

La escuela cuenta con cuatro salones adecuados para atender a los estudiantes manteniendo los protocolos de bioseguridad; además de los cursos OSHA para evitar accidentes, Diamond Central está vinculado con la comunidad y apoya a los lideres sociales del barrio en sus actividades. También se imparten cursos de electricidad, entre otros cursos relacionados con el sector de la construcción.

Entrada a Diamond Central donde se imparten cursos de seguridad para la construcción OSHA, de electricidad, lectura de planos, etc..

“Nacimos en una época difícil, pero nos anima el poder aportar un granito de arena para que los estudiantes que vienen a Diamond Central queden bien preparados y sean ejemplo de eficiencia en sus trabajos”, dijo Jenny Bonilla, que estuvo pendiente de todos los detalles durante la inauguración.

Hoy la compañía cuenta además con dos centros en la calle 103. En esta lucha por consolidar la empresa participó también Ruth Marques, la madre de Etrusco, que los fines de semana de trabajo intenso viene apoyarles: “Ha sido un trabajo muy duro, pero ha valido la pena”.

Etrusco Bini y Lady Bonilla en uno de los cuatro salones de Diamond Central, que realizó su inauguración oficial el 19 de abril de 2021. Foto: Mauricio Hernández.

AL final de la inauguración, los invitados departieron con los anfitriones en uno de los salones de Diamond Central.

Trabajadorinmigrante
TrabajadorInmigrante.com nació en España en 2004, donde llegaron en solo cinco años más de cuatro millones de inmigrantes. Eran los días del Boom inmobiliario, y se necesitaba mano de obra para la construcción. La avalancha migratoria de Latinoamérica y todo el Mundo despertó una gran xenofobia y rechazo contra los inmigrantes, alimentados por los medios de comunicación que solo daban las noticias del incremento de inseguridad. Eso son las manzanas podridas del bulto. Pero la prensa solo hablaba de las podridas, y olvidaba al 99,8 por ciento. Y retomamos ahora la página en un momento histórico, donde los trabajadores inmigrantes están siendo perseguidos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

TRABAJADOR INMIGRANTE NEWSPAPER Periodismo de Educación e integración en los distritos inmigrantes de Nueva York. Somos una empresa familiar e independiente y requerimos de su apoyo para continuar con nuestra labor.
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -
- Advertisment -